sábado, 23 de octubre de 2010

Día nublado variando a tormentoso



¿Y cómo olvidarlo? El desagradable engaño de un trágico desenlace, aterciopelado por la dulce pena...¿Cómo olvidarlo? Si el sabor amargo y la conciencia sucia continúan en mí.

¿Cómo olvidarlo? El sol continua alumbrando y cegando mis ojos, y la luna continua arropandome de noche...pero sé que nada es lo que parece, en especial en mi mente: sé que una nueva tormenta se aproxima y que nada la evitará.

¿Y cómo continuar con mi vida si ni siquiera sé dónde comenzarla pero si dónde terminarla?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares